7 formas de hacer tu quemador de grasa potente

Si estás tomando un quemador de grasa potente pero todavía no ves la pérdida de peso que deseas, es hora de solucionar problemas. Aunque estos suplementos pueden ayudarte a perder grasa corporal, no funcionarán a menos que el resto de tu estilo de vida esté enfocado hacia el mismo objetivo. Obtén la mayor quema de grasa por tu dinero siguiendo estos siete pasos!

1. Entra en el circuito

No puedes simplemente tomarte una pastilla y compensar la mala nutrición y la falta de entrenamiento. Un quemador de grasa potente de alta calidad hará que tu viaje sea más fácil, pero para aprovechar al máximo sus efectos y realmente quemar calorías, es fundamental que primero te ponga en marcha con un programa de acondicionamiento físico bien diseñado. Encuentra un plan de ejercicios sólido y apégate a él como si fuera tu trabajo.

Mantener tu dieta bajo llave también es crítico. Dado que los quemadores de grasa son termogénicos, lo que aumenta la quema de calorías, a veces la gente piensa que contrarrestan las consecuencias de las papas fritas, la pizza o el helado. Desafortunadamente, no es tan fácil.

quemador de grasa efectivo

Si comes ese donuts en la oficina, todavía tendrás que ir al gimnasio a trabajar. Las píldoras sólo te ayudan a sacar más provecho de ese trabajo.

Prepárate para el éxito eliminando la tentación de tu vida. Un suplemento para quemar grasa puede ayudarle a controlar los antojos y los sentimientos de hambre imaginaria, pero si te expones constantemente a tus antojos, nunca vas a ganar.

El apetito proviene de muchas hormonas y neurotransmisores. Estos pueden ser estimulados por muchos factores, incluyendo las emociones, los olores, las vistas y la atmósfera. Hornear galletas y llenar tu gabinete con patatas fritas y galletas saladas aumentará tu apetito, haciendo que la pérdida de peso sea más difícil.

2. Come suficiente proteína

Para asegurarse de que ves la pérdida de grasa más absoluta posible, asegúrate de que también estás tomando suficiente proteína para mantener la masa muscular magra.

Muchos de los quemadores de grasa en el mercado reducirán tu apetito. Si causan que reduzcas tu consumo de calorías y no obtienes suficientes proteínas, podrías comenzar a perder masa muscular.

Simplemente no debes tomar tu ingesta de proteínas por debajo de 2 gramos por kilo de peso corporal cuando tu objetivo es la pérdida de grasa. Por lo tanto, mientras que puedes reducir los carbohidratos y las grasas, tienes que comer tu proteína a pesar de todo.

Obtener suficiente proteína hará o romperá sus resultados. Imagina el físico que quieres tener. ¿Tu cuerpo está esculpido o plano? ¿Es sexy y bien formado? ¿O te ves como una víctima de una hambruna?

Tomar tan pocas calorías como sea humanamente posible podría ayudarle a maximizar tu pérdida de peso, pero no todo ese peso será grasa corporal. Para parecer desgarrado pero aún así fuerte, tienes que mantener un alto consumo de proteínas para evitar que esos músculos que forman el físico.

3. Calcular bien tu dosis

Debido a que los quemadores de grasa pueden darte energía y suprimir tu apetito, tomarlos en momentos estratégicos del día te ayudará a sacar el máximo provecho de ellos.

Para aumentar tu energía y poner en marcha la quema de grasa, toma un estimulante quemador de grasa a la hora del día que más necesita una patada en el trasero. Esto puede ser la primera cosa al despertar, o alrededor de 30 minutos antes del entrenamiento, igual que cuando tomas un pre-entrenamiento.

Para aprovechar las propiedades supresoras del apetito de tu quemador de grasa, tómalo en tu punto más hambriento durante el día cuando tengas que luchar. Una estrategia es tomarlo 30 minutos antes de una comida para que te sientas más satisfecho.

Alternativamente, toma una de tus dosis cuando no tengas una comida planeada para unas pocas horas para ayudarle a seguir adelante. Cuando se te pase el efecto y empiece a tener hambre, sabrás que tu próxima comida llegará pronto y será más probable que resistas.

Hagas lo que hagas, no excedas la dosis recomendada del suplemento. Si el producto te dice que tome una dosis diaria, escoge la hora del día que más te ayude.

4. Bebe

Las píldoras para quemar grasa elevan tu metabolismo, de modo que como efecto secundario sudas más cuando las toma. Además, los estimulantes como la cafeína tienden a tener un efecto diurético, por lo que es posible que te encuentres visitando el baño con más frecuencia. Estas condiciones pueden llevar a un estado de deshidratación y a un metabolismo lento.

Beber por lo menos 3 litros de agua fría al día no sólo to mantendrá hidratado, sino que también se ha demostrado que aumenta el metabolismo y ayuda a la pérdida de grasa. Se recomienda que beba al menos 1 taza de agua con cada dosis de un suplemento para quemar grasa para asegurar una absorción óptima y un apoyo de hidratación. Si estás entrenando en un ambiente caluroso y sudando por largos períodos, es posible que necesites duplicar tu consumo de agua.

5. Ciclo de tu quemador de grasa potente

El cuerpo se vuelve insensible a algunos ingredientes con el tiempo, y esto es exactamente lo que sucede con los suplementos para quemar grasa. En respuesta, muchas personas aumentarán su ingesta para seguir obteniendo resultados de pérdida de peso. Pero este enfoque será contraproducente.

El uso excesivo de cafeína e ingredientes similares puede llevar a niveles altos de cortisol (esa hormona no deseada que descompone los músculos y causa el almacenamiento de grasa), especialmente bajo el estrés de la dieta.

Añadiendo a este efecto secundario, tu cuerpo puede responder ralentizando tu proceso metabólico natural para compensar. Así que ahora estás quemando menos calorías, lo que frustra totalmente el propósito de tomar un suplemento para bajar de peso.

Para evitar estos efectos secundarios contraproducentes, debes suspender este suplemento. Tómalo durante 2-4 semanas y luego tómate dos semanas libres antes de comenzar de nuevo. Tu cuerpo se reajustará y será más sensible, por lo que obtendrás mejores resultados cuando vuelvas a tomarlo.

La mejor manera de saber si necesitas un descanso de tu quemador de grasa es evaluando cómo te siente cuando está con él. Si después de varias semanas te das cuenta de que ya no recibe la “patada” que solía recibir de una dosis regular, o que estás notando los efectos secundarios mencionados anteriormente, entonces es hora de tomar un descanso, no más producto.

Ten en cuenta que los suplementos para bajar de peso nunca fueron diseñados o pensados para ser una parte regular de una dieta. Su objetivo es ayudarte a alcanzar una meta, ya sea prepararte para una competición, iniciar tus esfuerzos para bajar de peso o atravesar un punto de estancamiento.

Una vez que se alcanza la meta de perder peso, el estilo de vida es la única manera de mantenerlo. Si sientes que sólo puedes mantener tu físico con la ayuda de un suplemento para quemar grasa, da un paso atrás, vuelve a evaluar y elije una meta más sostenible.

6. No te encojas de hombros para no dormir

El sueño y la pérdida de grasa van de la mano. Algunas personas recurren a los quemadores de grasa para obtener la energía para hacer ejercicio porque están constantemente en un estado de privación de sueño. Desafortunadamente, este enfoque puede llevar a aumentos en el cortisol en la sangre y a una disminución de la testosterona, lo cual lo detendrá significativamente en términos de ganancia muscular y pérdida de grasa.

El sueño es necesario para la reparación, la recuperación y el equilibrio hormonal. Dispara durante ocho horas de sueño profundo cada noche, pero si tienes una carga pesada de entrenamiento o estás estresado, es posible que necesites más.

Si tu quemador de grasa es muy potente y te das cuenta que te impiden dormir, no tomes nada estimulante después de tu dosis a la hora del almuerzo, o cambia a productos libres de estimulantes por completo durante un tiempo. También limita cualquier otra fuente de cafeína antes de las 6 p.m., como el café, los refrescos o los suplementos antes del entrenamiento.

7. Elije la fórmula correcta

Ninguno de estos consejos importará si no estás tomando el tipo correcto de quemador de grasa para tus necesidades y metas. Los diferentes quemadores de grasa sirven para diferentes propósitos.

Por ejemplo, si busca principalmente controlar el hambre, seleccione un quemador de grasa que contenga hoodia como uno de los ingredientes. Hoodia es uno de los suplementos más comunes usados para apoyar el control del apetito.

Si lo que buscas es energía, debes elegir un quemador de grasa potente que contenga ingredientes como cafeína, sinefrina o yohimbina Estos son estimulantes que tienen la intención de darte un impulso de energía para llevarte a través del día.

Una palabra clave para este grupo de quemadores de grasa es “termogénico”, que literalmente significa “productor de calor” y se refiere al hecho de que la temperatura corporal puede aumentar, lo que le permite posiblemente quemar más calorías a lo largo del día y utilizar la grasa almacenada como combustible.

También existen ingredientes termogénicos no estimulantes, como el ácido linoleico conjugado (CLA), la L-carnitina, el extracto de jengibre y el extracto de pimienta de cayena, que pueden ayudar a tu cuerpo a utilizar la grasa almacenada como combustible, esencialmente quemando grasa sin sacudir tus niveles de energía.

Los productos que queman grasa generalmente se clasifican como estimulantes o libres de estimulantes. Los quemadores de grasa estimulantes tendrán cafeína, sinefrina, yohimbina u otros ingredientes similares. Muchos de ellos también contienen ingredientes termogénicos no estimulantes y controladores del apetito en la mezcla.

Los quemadores de grasa sin estimulantes sólo tienen termogénicos no estimulantes y supresores del apetito. Sus efectos son más sutiles, pero son una mejor opción si eres sensible a la cafeína o tienes mucha ansiedad.

Si decides no usar estimulantes, estate atento al extracto de té verde, que se encuentra en una zona gris. Aunque el té verde a menudo se incluye en las fórmulas sin estimulantes, contiene pequeñas cantidades de cafeína. Esta cantidad de té verde no será notoria para la mayoría de las personas, pero si eres extremadamente sensible a la cafeína podrías sentirla. Prueba una pequeña cantidad primero para ver cómo toleras el té verde.

No hay dos quemadores de grasa que contengan la misma mezcla de ingredientes. Además, no hay dos metabolismos iguales. Cada persona almacena grasa y la quema de manera diferente.

El hecho de que tu amigo haya obtenido buenos resultados con un determinado producto no significa que tú lo harás. Sigue probando diferentes formulaciones hasta que encuentres una que le guste a tu cuerpo.

Comprar Quemadores de Grasa Potentes con Estimulantes

A continuación te mostramos los mejores quemadores de grasa con estimulantes. Recuerda que si eres muy sensible a alguno de estos estimulantes deberás evitarlos y pasarte a los otros quemadores.

Comprar Quemadores de Grasa potentes sin Estimulantes

Estos quemadores de grasa son algo menos eficaces que los anteriores pero carecen de los efectos secundarios que puedes tener con los anteriores por tu tolerancia a los estimulantes.

Para las últimas noticias y actualizaciones, únete a nuestra comunidad  de Instagram Facebook

7 formas de hacer tu quemador de grasa potente

Oskar Rastrilla

Profesional del fitness en continuo aprendizaje. Entrenador personal y experto en nutrición con más de 20 años de experiencia profesional tanto en preparaciones a distancia como en el Club Deportivo Dorian Gym de Archena (Murcia)."Me gustaría ayudaros hablándoos sobre suplementos deportivos y demás complementos para tu práctica deportiva con mis análisis. Así como las mejores publicaciones sobre este estilo de vida."

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *